Buscar este blog

* indicates required
Sí, te estás suscribiendo a mi lista de mail, pero no te preocupes, yo también odio el spam. Además, puedes desuscribirte cuando quieras.

La respuesta


Minicuentos_logo
 
   ―¿Cuál es la respuesta entonces?
   ―No lo sé.
   Silencio.
   ―Realmente, no lo sé.
   Ella suspiró.
   Estaban de pie, en un cuarto vacío. La puerta estaba abierta.
   ―No podemos dejarlo así.
   ―Ya lo sé ―murmuró él.
   Un leve tintineo se filtró desde la habitación contigua. Ambos reprimieron un escalofrío. Ella se llevó una mano al abdomen.
   ―No podemos esperar más.
   Él fue hacia el pasillo. Miró hacia la habitación adyacente. Ella contuvo la respiración.
   Él caminó hacia el lado contrario.
   ―¿Es esa? ―susurró ella.
   Temblorosa, se asomó fuera. Él estaba frente a la salida.
   ―No lo sé ―repitió sin volverse.


   Este minicuento se publicó originalmente en el blog Hojas de cuentos, el cual estuvo activo durante varios años. Allí apareció en noviembre de 2014.


Este minicuento forma parte del recorrido de la puerta, ¿te animas a seguirlo? Puedes acceder al siguiente a través de la palabra clave o desde aquí Recorrido_logo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

El respeto es algo que nos beneficia a todos.